P, Wiki

¿Pará que sirve la Proteína de Huevo? Beneficios y propiedades | NutriTienda

01 de enero de 2010

La proteína de huevo tiene un gran perfil de aminoácidos, un valor biológico cercano al 100% y el cociente de utilización neto más alto de todas las proteínas de origen natural. Por todas estas características y su alta digestibilidad (cercana al 95%), durante mucho tiempo se ha utilizado como estándar de comparación de calidad para otras proteínas.  

La proteína más abundante en el huevo es la ovoalbúmina (a la que se le atribuyen también cualidades antimicrobianas, antioxidantes y desintoxicantes), seguida por otras proteínas como la conoalbúmina, ovomucina y la ovomucoide. La parte del huevo más rica en proteínas es la clara y solamente un pequeño porcentaje se obtiene de la yema.

La base de construcción de todas las proteínas en el organismo son los aminoácidos y la proteína de huevo aporta todos los aminoácidos esenciales necesarios para su síntesis (Arginina, isoleucina, histidina, leucina, metionina, lisina, fenilalanina, triptófano, treonina y valina), destaca una cantidad de aminoácidos ramificados (BCAA) muy buena y entre ellos su buena cantidad de leucina, que tiene capacidad para estimular la síntesis proteica y favorece la captación de nutrientes de las células, con lo cual su suplementación tiene efectos importantes en el desarrollo y mantenimiento muscular.

Así por ejemplo, 15 gramos de proteína huevo proporcionan 1341 mg de leucina, 837 mg de isoleucina y 1096 mg de valina. Además estas proteínas se pueden utilizar como fuente de energía, en la producción de hormonas y de enzimas.

Para determinar la calidad nutritiva de las proteínas se utilizó como patrón durante mucho tiempo la proteína del huevo, aunque en 2007 se establecieron unos patrones estandarizados de necesidades de aminoácidos en función de la edad, en el siguiente cuadro podemos comparar el patrón de referencia más exigente (para niños de 2 años) con los aminoácidos que proporciona la proteína de huevo:

Aminoácido Proteína de referencia (mg/g) Proteína de huevo (mg/g)
Fenilalanina + tirosina 46 93
Histidina 18 24
Isoleucina 31 53
Leucina 63 86
Lisina 52 72
Metioina + cisteína 26 51
Treonina 27 44
Triptófano 7,4 13
Valina 42 68

Pudiendo observar que la proteína de huevo cubre y supera los requerimientos nutricionales, incluso para los perfiles más exigentes.

¿Para qué sirve?

La proteína de huevo tiene un gran valor biológico que hace sea altamente utilizado por el organismo, además proporciona todos los aminoácidos esenciales. El consumo habitual de proteína ha demostrado influir en la síntesis de proteína después del ejercicio, considerándose ideal para aquellos deportistas que deseen mantener o desarrollar su masa muscular.

Además, la proteína de huevo es una fuente concentrada de leucina, aminoácido clave en el mantenimiento y anabolismo muscular que además también contribuye a controlar la glucemia y parece tener un papel importante en el control de la saciedad.

La suplementación con proteínas de huevo se considera adecuada tanto para deportistas que necesiten ganar fuerza y masa muscular, como para personas que deseen mantener su masa muscular.

Por último, cabe destacar que la proteína de huevo no contiene a penas purinas, por lo que es una fuente proteica ideal para personas con problemas para metabolizar estos nucleótidos, como pueden ser las personas que sufren gota. También supone una alternativa proteica de gran calidad para aquellas personas con alergias e intolerancias a las proteínas o azúcares lácteos.

Dosis

Las dosis empleadas habitualmente son 20-40 gramos y buscan completar las recomendaciones de proteína de 1,2-2 g/kg/día.

Precauciones

Deben evitar el consumo las personas con alergias a la proteína de huevo, ya que pueden les pueden causar problemas como urticaria o molestias digestivas entre otros.

Tampoco se recomienda la suplementación con proteínas a personas con enfermedades renales.

Quizá también te interese