7 tipos de animales adecuados para vivir en un piso

16 de diciembre de 2019

¿Quieres una mascota y no sabes cuál es la mejor para ti?

Si has tomado la decisión de tener una mascota, puede resultarte un poco difícil decidir cuál es la adecuada. Quizá, incluso, te dejes llevar por las emociones y quieras ese gran mastín que no tuviste en tu infancia. Pero, ¡espera! Antes debes pensarlo bien. Cada mascota tiene unas necesidades que debes asegurarte de poder satisfacer antes de adoptarla.

De hecho, son muchos los aspectos a tener en cuenta antes de elegir la mascota que quieres y uno de los más importantes es saber si el tipo de animal que quieres es apto para vivir en tu casa. Y es que según el tipo de casa que tengas, la convivencia con uno u otro animal será más complicada. En este artículo te vamos a nombrar algunas de las mascotas que son aptas para vivir en un piso pequeño. Porque si el espacio no es suficiente, debes buscar un animal que sea feliz en espacios reducidos. ¡Vamos a descubrirlo!

 

 

Opción 1. Peces. Los peces son de los animales más demandados para tener en un piso. Y hay que sumarle un extra: un acuario en tu hogar aporta un toque exclusivo y relajante, un refugio para ti y tus compis de piso acuáticos. Estos animales acuáticos no requieren mucha atención de las personas. Suelen interactuar entre ellos y su estilo de vida es totalmente independiente: ellos solos buscan y encuentra la manera de entretenerse por lo que no supondrá mucha inversión de tiempo por tu parte (puedes relajarte observándoles en su hábitat). Además, podrás salir de casa sin preocuparte demasiado por tu mascota, ya que solo con comer una vez al día son felices.

Pero, aunque el cuidado de los peces es muy sencillo, hay muchas variables que tendrás que tener en cuenta para darles el mejor espacio. Para empezar debes elegir entre peces tropicales o de agua dulce (estos últimos son los mejores para principiantes), después el acuario perfecto para albergar a esos peces. Para que te hagas una idea: si tu pez mide 2,5cm necesitará, al menos, 4,5l de agua y, echando cuentas, 10 peces de ese tamaño necesitarán 45l. Un acuario de 30l. no serviría aquí ya que el objetivo es que puedan nadar libremente. También debes elegir bien dónde dejar el acuario: evita zonas con mucho tránsito y ruido para no estresarlos. Y ojo a la temperatura y el filtro del agua, ¡debes crear el espacio idóneo para tus mascotas!

 

 

Opción 2. Gatos. Los gatos suelen adaptarse bien a tamaños reducidos. No es necesario pasearlos ya que hacen sus necesidades en una caja sanitaria y pueden adaptarse a un estilo de vida completamente interior. Usan el espacio vertical por lo que un piso pequeño para ellos no supondrá un problema siempre que tenga “entretenimientos” en altura como castillos y juguetes que fomenten su instinto de caza.

Además, suelen ser animales muy independientes y tranquilos y su tamaño no es muy grande por lo que ¡todo son ventajas! De hecho, les gustan tanto los espacios reducidos que más de una vez le encontrarás dentro de una caja o en la urna más pequeña que encuentre…

 

 

Opción 3. Roedores. Animales como el hámster, la cobaya, la chinchilla y el conejo son algunos de los roedores que podrás adaptar perfectamente para vivir en un piso, tienen un tamaño muy reducido y además gran parte de su tiempo suelen pasarlo en su jaula. Son animales muy sociables y a la vez muy independientes, dicotomías maravillosas 🙂

Sin embargo, no debemos descuidar la higiene de su jaula, algo básico para evitar enfermedades. En este sentido, también debes prestar especial atención al cepillado y a la hora del baño. ¡Un roedor limpio será un roedor sano y feliz! Y como extra: coloca en su jaula juguetes y utensilios para su entretenimiento.

 

 

Opción 4. Hurones. El hurón es un animal que desprende gran energía y vitalidad, además, es un excelente animal de compañía ya que tiene un carácter muy sociable y juguetón. ¡Le encantará compartir momentos de juego contigo! Además, son muy inteligentes: pueden aprender a responder al llamamiento de su dueño y llegar a pasear con correa.

En cuanto a estancia puede elegir entre comprarle una jaula adaptada a sus necesidades y tamaño o dejarle deambular por la casa. El resto de cuidados son muy básicos: higiene y alimentación específica

Otra ventaja es su tamaño: es pequeño por lo que en un piso no tendrá problemas de adaptación y pronto la convertirá en su nuevo hogar. Eso sí, debes respetar las horas de sueño de tu compi de piso, es más, verás que se pasa el día durmiendo: puede dormir hasta 18 horas al día. Y lo más divertido es que suelen dormir con la lengua fuera, ¡te encantará ver cómo sueña!

 

Opción 5. Aves. Existen multitud de pájaros entre los que podrás elegir para tu piso. El canario, el periquito, el agaporni… son algunos de los pájaros que vivirán perfectamente sea cual sea el tamaño de tu hogar y además ¡requieren de muy pocos cuidados!

Sus jaulas tampoco necesitan ser muy grandes por lo que podrás colocarla perfectamente en cualquier hueco de tu casa, auqnue mejor el sitio con más luminosidad. Solo debes mantenerla siempre limpia e incluir algún utensilio para que tu pájaro realice algo de ejercicio.

 

 

Opción 6.  Perros. Si pensabas que por tener un piso no puedes tener un perro, te equivocas. Existen muchas razas de perros que son de tamaño pequeño y que pueden vivir perfectamente en una casa pequeña. Algunos de ellos son; el pinscher miniatura, el chihuahua, el yorkshire o el bichón maltés. Pero aquí no acaba la lista: los perros menos activos también son buenos compañeros de piso. Los perretes ancianos o aquellos a los que no les guste el ejercicio intenso pueden adaptarse a la perfección como es el caso del bulldog. Lo más importante es que el perro tenga cubierta su necesidad de ejercitarse.

Si has optado por un perro, debes tener en cuenta que el espacio en el que vivirá será reducido así que comprométete y sácalo, al menos, dos o tres veces al día, para que se estire, se ejercite e, incluso, investigue. Es más, dedicar unos 90 minutos al paseo es un hábito muy saludable para nuestro peluso y para ti. Y siempre que puedas, aprovecha para jugar con él a la pelota y para llevarlo a parques perrunos para que se relacione con otros perros. ¡La sonrisa no se borrará de su cara!

Y recuerda: para que tu can sea feliz en un piso lo único que necesita es tener sus necesidades básicas cubiertas y mucha atención. Si no dispones del suficiente tiempo libre, es aconsejable que retrases la adopción de tu perro a un momento más propicio.

 

 

Opción 7. Reptiles. Los amantes de las mascotas exóticas también se sentirán felices con nuestra lista de los mejores animales para tener en casa, ya que los lagartos pequeños pueden ser buenos compañeros para los inquilinos de pisos o apartamentos. Puedes optar por el gecko leopardo, un lagarto fácil de manejar con un pequeño tamaño y un carácter amigable, o bien uno de los lagartos que están más de moda: el dragón barbudo. Eso sí, como siempre, busca cubrir sus necesidades específicas: proporciónale un lugar con la luz, la temperatura y la ventilación adecuada para su especie, cuida su alimentación y sigue siempre los consejos de tu veterinario de confianza para su cuidado.

Además, debes saber que necesitan unas condiciones muy concretas en su hábitat lo que puede suponer un mayor desembolso inicial. Y es que no vale cualquier terrario, algunos deben ser más altos que largos con mucha vegetación (es el caso de, por ejemplo, iguanas y boas), a otros les basta poca altura pero necesitan un amplio terreno (tortugas y lagartos), en el caso de especies semiacuáticas, en cambio, lo ideal es incluir zonas con agua aparte de las zonas secas…

El uso de fuentes de calor apropiadas para cada terrario también es muy importante ya que la temperatura del animal debe permanecer entre los 25º-32º: mantas, cables térmicos o rocas calefactoras son buenas opciones. Otro punto importante es proporcionarle luz en su rango completo, tanto infrarrojos como ultravioleta, así como la humedad óptima para su especie. Y no olvides colocar escondites, ¡les encantan!

Como has podido observar, son muchas las mascotas que puedes tener aunque vivas en un piso, ¡la elección es tuya! 😉

 

¡Tengas la mascota que tengas, no olvides cuidarla como se merece!

Quizá también te interese

Deja un comentario